Bienvenido, viajero.


Sabemos que has dado la vuelta al mundo para llegar a nosotros, a la ciudad de los tres volcanes. Quédate con nosotros; te abrigaremos con su lava majestuosa, y llenaremos tu espíritu y tu cuerpo con los frutos de nuestra tierra, y otros que conoces hace mucho.

De nuestro fogón salen los platos más ricos que vas a probar en la ciudad, que resumen en un solo lugar todo lo que aprendimos de los que como tú llegaron de más allá del mar, y lo que teníamos por este lado de la Tierra, desde antes que el Sol tuviera ese nombre.

En La Trattoria del Monasterio te ofrecemos una oportunidad para disfrutar.